ESTOCOLMO

 

 

   
Ver mapa más grande


   

UBICACIÓN: Estocolmo fue fundada en la pequeña isla de Stadsholmen, lugar hoy conocido como Gamla Stan (ciudad vieja), situada exactamente entre el lago Mälaren y el mar Báltico. Limita al norte con Norrmalm y Östermalm, y al sur con Södermalm. En total, se sitúa sobre 14 islas, siendo el agua un elemento omnipresente.

POBLACIÓN: La ciudad ofrece a sus visitantes un impresionante paisaje compuesto por un archipiélago de 14 islas por las que se extiende la ciudad, en la que posee alrededor de 1.300.000 habitantes.

CLIMA: La ciudad de Estocolmo experimenta un clima bastante mixto que, en conjunto se inclina hacia el lado fresco. Los veranos van de suaves a cálidos en el mejor de los casos mientras que los inviernos pueden ser fríos con temperaturas por debajo de los 0 grados.

MONEDA: La Krona (en plural "Kronor") es la moneda oficial de Suecia y se compone de 100 öre. Los billetes se encuentran en denominaciones de 20, 50, 100, 500 y 1000 Kronor, mientras que las monedas vienen en 50 öre y en 1, 5 y 10 Kronor. Las tarjetas de crédito tales como Barclaycard, Visa, American Express y Diner's Club, son ampliamente aceptadas como forma de pago, tanto de mercancías en tiendas y también para los servicios.

IDIOMAS: Los principales idiomas en Estocolmo son el sueco y el finés. Inglés está ampliamente hablado por todo el mundo y con un alto nivel por lo que los visitantes rara vez se encuentran obstaculizados por problemas de comunicación lingüística.

DONDE COMER: Para comprar alimentos, el mercado cubierto de Hötorgshallen en Hötorget (la plaza del heno) es barato y ofrece productos variados; además, rebosa de pequeños cafés y puestos de comida étnica. Las tres áreas principales para comer aceptablemente, tanto de día como de noche, son Norrmalm, Gamla Stan y Södermalm. La zona más cara es la de Gamla Stan, pero los menús de mediodía hacen que incluso allí sea viable ir a un restaurante.

 

ATRACTIVOS TURÍSTICOS:

·        Ayuntamiento: El Ayuntamiento de Estocolmo es el hito más importante de la ciudad y es un distintivo edificio de ladrillo rojo que ha sido una característica de la Isla del Rey, donde se encuentra, desde 1923. Un simple exterior no es indicativo de los magníficos interiores decorados en estilo Art Nouveau.

·        Iglesia de Adolf Fredrik: También conocida como la Iglesia de Adolf Fredrik, este magnífico edificio lleva el nombre del Rey del siglo 18, Adolf Fredrik, quien fue el responsable de su construcción en 1774. Anteriormente, la iglesia fue el sitio de una capilla de madera conocida como San Olofs pero ahora en su lugar se encuentra una espléndida iglesia barroca con un interior decorado con típicos muebles de estilo barroco.

·      Brunnsviken: Brunnsviken es una bahía que se extiende desde Norrtul hasta Frescati y ofrece una rara oportunidad de experimentar algunos ejemplos de la belleza de la naturaleza sin realmente tener que salir de los confines de la ciudad. Un paseo por Brunnsviken le tomará de dos a tres horas y ofrece zonas para practicar la natación, tomar unos refrescos o disfrutar de los jardines por el camino.

·         Catedral de Estocolmo: Con documentos que indican que fue construida en el siglo 13, la Catedral de Estocolmo es de gran interés histórico y también es un edificio de una arquitectura con elementos estéticamente interesantes tanto en el exterior como en su interior.

·      Globen: Además de ser uno de los más interesantes monumentos, Globen se jacta de poseer el título de ser el edificio esférico más grande del mundo y, como tal, es visible desde diferentes puntos de la ciudad. Con una altura interior de 85 metros y un diámetro de 110 metros convierten a este edificio en un monumento verdaderamente impresionante.

·       Katarinahissen: El ascensor Katarina, que ha sido una característica de la ciudad desde 1935, está situado en Slussen y proporciona a los visitantes con la oportunidad de viajar a la cima de la colina de Mosebacke, lo que se conoce como uno de los miradores más famosos de la ciudad.

·        Museo al Aire Libre de Skansen: Situado en la isla de Djurgården, el Museo al Aire Libre de Skansen es, sin duda, una de las atracciones de la ciudad más populares y también el escenario de varios de sus eventos anuales más importantes. El museo contiene alrededor de 150 casas y granjas que se han retirado de varias partes del país y han sido fielmente reconstruidas aquí para recrear su ambiente original. También se encuentra un parque zoológico en el museo.

·        Museos y Galerías de Arte: Situado en la Södra Stadshuset en Slussen en Södermalm, el Museo de la Ciudad de Estocolmo es el mayor museo municipal del país. El edificio, que data de finales del siglo 17, alberga una vasta colección que se compone de alrededor de 300.000 objetos históricos, 20.000 obras de arte y tres millones de fotografías. Otros museos dignos de mención son el Museo del Ejército, el Museo de Aduanas, el Museo Histórico de Vinos y Bebidas Alcohólicas y el Museo Medieval de Estocolmo.

·      Palacio Real y Gamla Stan: El Palacio Real es la residencia oficial de la familia real sueca y es uno de los palacios más magníficos de todos los de Europa. Construido en el 1754, el palacio es un edificio barroco que alberga un total de 608 habitaciones que están abiertos al público durante todo el año. Entre los aspectos más destacados se encentran el Tesoro Real, la Capilla Real, el Salón de Estado, la Casa de la Orden de caballería y el Museo de Antigüedades de Gustav III. La Gamla Stan, o la parte antigua de la ciudad en la que se encuentra el palacio, está repleta de ejemplos de gran arquitectura clásica sueco del siglo 17, así como innumerables callejuelas alineadas con cafeterías y librerías.