ROMA

 

 

   
Ver mapa más grande


   

POBLACIÓN: Roma es la capital de Italia y de la región Lazio. Es la ciudad más grande de Italia, con 3, 578,000 habitantes. Está cerca del mar, a unos 20 km y por la ciudad corre el río Tiber. Roma es sinónimo de historia - es una de las ciudades más importantes en sentido histórico de todo el mundo.

CLIMA: Roma tiene un clima mediterráneo y suave. Generalmente el tiempo es cálido de junio a septiembre, los meses más calurosos son julio y agosto. En noviembre llueve bastante. Los inviernos son suaves. Las temperaturas medias en invierno van de los 5º a 15º C y en verano de 25º a 35º C.

GASTRONOMÍA: Los platos de carne típicos romanos son el abbacchio (cordero), el capretto (cabrito), la pochetta (cerdo) o el saltimbocca (de ternera). Las alcachofas son la verdura estrella. Los fungí porcini en temporadas son otro delicioso manjar.  El clásico queso romano es el pecorino. La mozzarella acompaña numerosas pizzas y calzón.

COMPRAS: Roma posee un importante comercio de lujo, concentrado en torno a la Piazza di Spagna. Este centro histórico y las calles peatonales que la rodean (vía dei Condotti, vía Frattina, vía Borgognona, etc.) están llenos de joyeros, guarnicioneros, costureros de reputación mundial, cuyos productos presentan, con un gran arte de escaparate. Ya se trate de alta costura, de pret-a-porter, de camisería, de marroquinería o de complementos de mesa, la vía dei Condotti, que une la Piazza di Spagna con el Corso, es el corazón de esta cita con la belleza. Otro centro de lujo se sitúa en el barrio Ludovisi, atravesado por la vía Vittorio Veneto y la vía Sixtina. Los amantes del calzado irán al Corso.

IDIOMAS: El idioma oficial es el italiano.

ELECTRICIDAD: La corriente eléctrica es de 220 voltios a 60 Mhz. Enchufe tipo Europa continental.

MONEDA: La moneda oficial del país es el euro.

 

ATRACTIVOS TURÍSTICOS:

  Coliseo: el monumento más prestigioso de la Roma antigua. Con una capacidad para 50.000 espectadores está diseñado especialmente para los juegos. Subterráneos pasillos, celdas, jaulas, todo para la diversión. Incluso montacargas que permitían hospedar animales separados según especies, e ir soltándolos de modo conveniente a lo largo del espectáculo.

   Foro Romano: El Foro era el centro por excelencia de la vida pública. Situado entre las colinas del Capitolio y el palentino.

   Ara Pacis: El Altar de la Paz, fue erigido en el año 13 a. de C. Es uno de los símbolos más relevantes de la propaganda imperial augústea. Exalta la dominación universal de Roma, su origen divino y la paz, la Paz Romana. El edificio del Ara Pacis se compone de un recinto rectangular, situado sobre un podio, al cual se accede por una escalinata.

   La Fontana di Trevi: Es la fuente más famosa y monumental de la ciudad y una de las más extraordinarias del siglo XVIII, obra de Salvi. Situada en un trivio, de donde le viene el nombre, y apoyada en el palacio Poli.

   Panteón: (120-124 d.C.). Levantado por orden del emperador Agripa, es el templo mejor conservado de todos los edificios romanos, muchas veces incendiado y rehecho después por Adriano. Estaba dedicado a las 7 divinidades Planetarias. El pórtico reposa sobre muros de 6 metros de espesor antiguamente recubiertos de mármoles preciosos.

    La Columna de Trajano: Se trata de una monumental columna de orden dórico de 42 metros de altura, cuyo fuste representa una banda en espiral adornada con bajorrelieves. Fue erigida en honor de las victorias conseguidas por Trajano sobre los Dacios. Ha sobrevivido al paso de los siglos sin cambiar de nombre ni sufrir daños importantes.

     Arco de Constantino: El arco triunfal más grande de Roma. Se erigió en el año 315 para celebrar la victoria conseguida por el emperador sobre Majencio en el Puente Milvio. Conmemora la legendaria aparición de la Santa Cruz en un sueño al emperador. Tiene tres arcos, es de enormes proporciones y decoración no le falta.

·     Monte Gianicolo: El Monte Gianicolo otorga unas vistas fabulosas panorámicas de Roma y para los niños hay tiovivos, paseos en pony y un teatro de títeres en la cima del monte, justo después de Piazza Garibaldi. Consejo: Para aquellos que no les gustan los repentinos ruidos estridentes tenga en cuenta que se dispara un cañón cada día al mediodía.

·      Basílica de San Pedro: La Basílica de San Pedro es inmensa. Para hacerse una idea de sus medidas, primero camine hacia la Piazza San Pietro para tener una vista completa de su grandeza. La Basílica yace encima de un antiguo santuario, el cual se dice que es el lugar de entierro del mismo santo. En el centro de la catedral se encuentra el Bernini Baldacchino, un enorme tapiz barroco negro bordado en oro que marca el lugar especial subterráneo – la Tumba de San Pedro.

·    Capilla Sextina: La joya de la corona de la Ciudad del Vaticano es la Capilla Sextina, aunque existen otros sitios impresionantes para ver a lo largo del camino a través de pasajes y galerías dentro de la capilla. Echar un vistazo a la impresionante representación de la Creación valen las colas y las multitudes que realizan la visita a la Ciudad del Vaticano. A demás de los increíbles frescos de Miguel Ángel, cada centímetro de la capilla está decorada con ornamentos – los suelos, las paredes los techos. Aunque eclipsado por la maestría de Miguel Ángel, las pinturas del Renacimiento que se alinean en las paredes son de un trabajo exquisito, creadas por maestros, incluyendo el mismísimo maestro de Miguel Ángel, Ghirlandaio.

·     La Vía Apia: Salga de Roma por la vieja calle en un domingo, cuando no se permite la circulación de los coches. Existen numerosas antigüedades para ver por este tranquilo paseo, que incluso los niños pequeños disfrutaran.